viernes, 5 de septiembre de 2008

Bunbury plagia

A través del Twiter de Guerraeterna que a su vez me lleva al Blog Rock & Blog, nos enteramos que nuestro nunca bien ponderado Enrique Bunbury se dedica a plagiar los versos de Pedro Casariego.
Según Rock & Blog el amigo Enrique (ese pedazo de intelectual gilipollas comedor de guisantes) no menciona en ningún momento de donde coge las cosas. Leed a Quico Alsedo que nos detalla bien las cosas.
Conclusión a parte de ser tonto entero, no ha inventado nada y se dedica a robar las ideas de otro.
 
Os pongo la foto del ladrón en uno de sus momentos de "inspiración". Y ya está. No añado más.
Bueno sí, que este tío es gilipollas y hay que odiarle por otra razón más.

Por cierto Enrique, que yo tampoco he inventado nada, pero si cojo algo de alguien por lo menos lo menciono. Sirva para ello esta entrada que es prácticamente robada del  blog de Quico Alsedo.

Entradas relacionadas



8 comentarios:

Nacho dijo...

Conclusión a parte de ser tonto entero, no ha inventado nada y se dedica a robar las ideas de otro.

Anónimo dijo...

propongo una encuesta: "Quien os cae peor, Bunbury o Loquillo?"

Nacho dijo...

¿Qué os parecería hacer una encuesta sobre quién os cae peor, Bunbury o Loquillo?.

Bueno ya vale de plagiar.

A mí me encantaría ver una guerra de baile entre Loquillo, Bunbury y Ramoncín. Dios que pinta de bailar como el orto se gastan los tres...

Un saludo.

Anónimo dijo...

no es la primera vez que lo hace, esto no es nuevo. con su anterior grupo igual lo hacía. Iberia sumergida y alguna canción más no son versos suyos

Alero Tirador dijo...

En esa encuesta la cosa estaria muy reñida, ponedla a ver que pasa.

Emilio Isasa Echenique dijo...

Como va a estar muy reñida no creo que aclare nada. Ya se ha demostrado que tal caen por aqui.

Anónimo dijo...

Es un asco quien escribió este artículo...

¿El ofender a los demás los hace sentir mejor?

El mundo está lleno de mediocres como ustedes...

Alex Burgess dijo...

Y la pena es que en ese gran montón de mediocres tenemos que soportar a gente como Bunbury.