lunes, 19 de mayo de 2008

Los infravalorados de Eurovisión

Estamos a unos días del festival unión de la caspa y lo hortera. Esta entrada está dedicada a aquellas canciones que Radio Televisión Española presentó a Eurovisión e hicieron el ridículo. Las ordenaré cronológicamente y a la derecha tenéis una encuesta para votar por aquella que pensáis que fue tremendamente infravalorada.

Comenzamos con el año 1962. La segunda participación española en Eurovisión y nuestro primer cerapio de la historia. Corrió a cargo del gran Víctor Balaguer y su "Llámame". Esta canción luego debió de tener su éxito, porque mi madre canturreaba la canción cuando preparaba la entrada:



Pasan dos años y en 1964 prensentamos a los TNT y su "Caracola" y cosechan nada más y nada menos que one point, un point (en francés). No les sirvió ni la gafapasta estilo Buddy Holly de uno de los integrantes del grupo.



No hubo que esperar mucho para el siguiente cero patatero (que diría el estadista) en nuestra historia eurovisiva. En 1965 la gracia y el salero de Conchita Bautista con su "Qué bueno, qué bueno", no fueron suficiente para recibir un miserable voto. Por lo menos esta canción si que tuvo un éxito arrollador en las listas de éxitos de la España en blanco y negro.



Ahora sí que hubo que esperar mucho tiempo, nada menos que 18 años, hasta 1983, para recibir otro cerazo. Esta vez un cerazo atroz. En Europa no entendieron el arte flamenco de Remedios Amaya y su "¿Quién maneja mi barca?", (ni en España tampoco). La cinta en el pelo que ya vistió Betty Misiego en 1979 para acabar segunda por culpa de los votos de España, no le sirvió para conseguir un solo punto.



El de Remedios Amaya fue el último cero recibido por España hasta la fecha, pero es que cada vez se complica más la posibilidad de los ceros con la inclusión de países y con el voto del público. En 1999 Lydia y su "No quiero escuchar" arrasan Eurovisión con un puntazo, lo cual tiene más mérito si cabe que los ceros cosechados en los años 60. El título de la canción no invitaba a muchas alegrías. Ni siquiera un traje con la bandera del orgullo gay hizo que recibiera el apoyo ni la solidaridad de ningún país. 1999 fue el primer año en que no se nombraba al director de orquesta. Supongo que nadie quería hacerse responsable de tamaño despropósito. Espero que haya recapacitado y no vuelva a cometer atrocidades como ésta:



Ha habido otras canciones que sacaron menos puntos que ésta. Pero la posición 21 de este tema solo fue superada por la 23 del anterior. Pese a todo engañaron a algunos y cosecharon la friolera de 18 puntos. Son las Ketchup y su "Un Bloody Mary, por favor" que compitieron en 2006. Que alguien me explique qué es eso del duty free, que a extranjeros e hispanohablantes aturdía. Éstas no tendrán problemas porque ya ganarían suficiente con el Aserejé.



Sé que os habrían gustado otros temas más famosos que estos, pero había que buscar un criterio lo más objetivo posible, y creo que por ahí no habrá nada que reprochar. Si vemos que os gusta ésto de la Eurovisión para la semana que viene preparo otra con el frikismo español eurovisivo.

Datos obtenidos de la wikipedia

Entradas relacionadas



2 comentarios:

iosu dijo...

¿Pero ké koñio es esto??

Ponme una de Kortatu!!

Alero Tirador dijo...

Hostia que friki!, la de Betty Misiego fue cañera y la de los Nash o el invidente con el piano y la de los valentino que salieron tocando un medio guitarra/teclado antecesor del Guitar Hero actual.

El dia del orgullo friki es a finales de mayo.